Reducir la ansiedad de los pacientes con DMAE húmeda

Un nuevo estudio ha revelado altos niveles de depresión no diagnosticada y ansiedad entre los pacientes sometidos a tratamiento para la forma húmeda de la degeneración macular relacionada con la edad húmeda.

La investigación se llevó a cabo en el Manchester Royal Eye Hospital y se ha publicado en el American Journal of Ophthalmology.

Se entrevistó a 300 pacientes que recibieron tratamiento anti-VEGF para la DMAE húmeda completando cuestionarios estandarizados para cuantificar niveles clínicamente significativos de ansiedad y depresión.

Los investigadores de Manchester dicen que los hallazgos del estudio demuestran el valor de la interacción humana entre el clínico y el paciente para ofrecer seguridad sobre la eficacia y la seguridad asociadas con las inyecciones anti-VEGF.

Las principales fuentes de ansiedad eran el miedo a quedar ciegos con las inyecciones y las preocupaciones sobre la eficacia del tratamiento, en lugar de temor por el dolor.

El doctor Tariq Aslam, profesor principal de oftalmología de la Universidad de Manchester, catedrático de oftalmología de la Manchester University, asesor de Central Manchester University Hospitals NHS Foundation Trust (CMFT), y autor principal del estudio, dijo:

“Ha habido increíbles logros científicos en el diagnóstico y tratamiento de graves enfermedades oculares, como la DMAE húmeda, que han revolucionado nuestra capacidad para revertir la pérdida de visión.

“Sin embargo, no debemos olvidar el elemento humano al aplicar todo esto para asegurarnos de que todos nuestros pacientes puedan obtener todos los beneficios de esta ciencia de vanguardia”.

La investigación descubrió que el 17% de los pacientes mostró niveles clínicamente significativos de ansiedad y el 12% tenía niveles clínicos de depresión, con un 56% de los pacientes que informaron ansiedad relacionada con el tratamiento anti-VEGF.

El estudio también demostró que el 89% de los pacientes que mostraban ansiedad y el 91% que mostraban depresión no recibían tratamiento psicológico y psiquiátrico adecuado.

 

Cathy Yelf, director ejecutivo de la Sociedad Macular, dijo:

“Este informe se acoge con agrado, aunque es sorprendente que exista un nivel tan alto de ansiedad y depresión no tratada en pacientes con degeneración macular. Sabemos que esta es una patología devastadora, incluso para aquellos que pueden ser tratados. Las personas tienen mucho miedo a la pérdida de la visión y el apoyo emocional en el momento del diagnóstico y después es vital”.

 

“La degeneración macular está aumentando a medida que vivimos más tiempo por lo que este problema debe ser abordado. Entendemos que el NHS (Servicio Nacional de Salud) está bajo gran presión y estamos aquí para ayudar con nuestra línea de ayuda gratuita y nuestro servicio de asesoramiento. Invite a los pacientes y los profesionales oftalmólogos a utilizar estos servicios para ayudar a aliviar la angustia de los pacientes “.

 

Este estudio fue apoyado por el Instituto Nacional de Investigación en Salud (NIHR).

También fue financiado con una subvención de Bayer, con el fin de apoyar a la comunidad de oftalmología en la transformación de la atención y el apoyo a las personas que viven con patologías retinianas.

Traducción: Asociación Mácula Retina

 

Web Relacionada