Roche ha anunciado que la Comisión Europea (CE) ha aprobado Vabysmo (faricimab) para el tratamiento de la degeneración macular asociada a la edad (DMAE) húmeda y la discapacidad visual debida al edema macular diabético (EMD)

El tratamiento de Roche con faricimab es el primer y único medicamento aprobado por la FDA que se dirige a dos vías distintas, la angiopoyetina (Ang)-2 y el factor de crecimiento endotelial vascular (VEGF)-A, que suelen causar enfermedades de la retina que pueden provocar la pérdida de visión.

«Muchas personas con DMAE y EMD tienen dificultades para hacer frente a las inyecciones intravitreas mensuales y a las visitas al médico, a menudo asociadas a los actuales estándares de atención, y desgraciadamente su visión puede verse afectada como resultado de la falta de tratamiento», dijo el profesor Ramin Tadayoni, jefe del departamento de oftalmología de los hospitales Lariboisière, Saint-Louis y Rothschild de París (Francia), y presidente electo de la Sociedad Europea de Especialistas en Retina (EURETINA), en un comunicado de prensa de la empresa. «Para las personas en Europa que viven con estas patologías, la aprobación de hoy ofrece el primer mecanismo de acción nuevo en más de una década; uno que podría mejorar y proteger su visión con menos inyecciones a lo largo del tiempo».

Vabysmo (faricimab) es el único medicamento oftalmológico inyectable aprobado en Europa con estudios de fase 3 que respaldan el tratamiento a intervalos de hasta 4 meses para las personas que padecen nAMD y EMD[5,6,7] Con la posibilidad de requerir menos inyecciones oculares a lo largo del tiempo, al tiempo que mejora y mantiene la visión y la anatomía, Vabysmo podría ofrecer un programa de tratamiento menos agobiante para las personas, sus cuidadores y los sistemas sanitarios[6,7,8,9].

«La aprobación de Vabysmo en Europa es el resultado de años de investigación pionera por parte de oftalmólogos y científicos de Roche, que están profundamente comprometidos con la mejora de los resultados para las personas con patologías de la retina», dijo Levi Garraway, MD, PhD, Director Médico y Jefe de Desarrollo Global de Productos de Roche. «Estamos encantados de ofrecer a los europeos esta primera opción de tratamiento de su género y estamos trabajando para llevar Vabysmo a las personas con nAMD y DME tan pronto como sea posible.»

La aprobación de hoy se basa en los resultados de cuatro estudios de fase 3 en dos indicaciones, con 3.220 pacientes: TENAYA y LUCERNE en la DMAE húmeda al año, y YOSEMITE y RHINE en el EMD hasta los 2 años. Los estudios demostraron que las personas tratadas con Vabysmo, administrado a intervalos de hasta 4 meses, lograron ganancias de visión y mejoras anatómicas similares en comparación con el aflibercept administrado cada 2 meses. [6,7,8] La totalidad de los datos de los cuatro estudios a los 2 años mostraron que más del 60% de las personas tratadas con Vabysmo pudieron ampliar el tratamiento a cada 4 meses, mejorando y manteniendo la visión. Además, hasta los 2 años, las personas con DMAE húmeda y EMD tratadas con Vabysmo recibieron un 33% (10 frente a 15) y un 21% (11 frente a 14) menos de media de inyecciones en comparación con aflibercept, respectivamente[6,9].

Vabysmo (faricimab), un anticuerpo biespecífico, está diseñado de forma exclusiva para atacar e inhibir dos vías de la enfermedad, vinculadas a una serie de patologías de la retina que amenazan la visión, mediante la neutralización de la angiopoyetina-2 (Ang-2) y el factor de crecimiento endotelial vascular-A (VEGF-A), para restaurar la estabilidad vascular. Al bloquear de forma independiente las dos vías que implican a la Ang-2 y al VEGF-A, Vabysmo está diseñado para estabilizar los vasos sanguíneos y reducir así la inflamación, las fugas y el crecimiento anormal de los vasos (neovascularización) más que la inhibición del VEGF-A por sí solo[7]. Esta estabilización sostenida de los vasos sanguíneos puede mejorar el control de la enfermedad, la visión y los resultados anatómicos durante más tiempo[7,8].

Programa de desarrollo clínico de Vabysmo (faricimab)

Roche cuenta con un sólido programa de desarrollo clínico de fase 3 para Vabysmo. El programa incluye AVONELLE-X, un estudio de extensión de TENAYA y LUCERNE, que evalúa la seguridad y tolerabilidad a largo plazo de Vabysmo en la degeneración macular neovascular o «húmeda» relacionada con la edad (nDMAE), y RHONE-X, un estudio de extensión de YOSEMITE y RHINE, que evalúa la seguridad y tolerabilidad a largo plazo de Vabysmo en el edema macular diabético (EMD). [14,15] Además, están en marcha los ensayos BALATON y COMINO, que evalúan la eficacia y la seguridad de Vabysmo en personas con edema macular tras una oclusión venosa de la retina[16,17] Roche ha iniciado también el estudio de fase 4 ELEVATUM de Vabysmo en poblaciones de pacientes infrarrepresentadas con EMD[18].

Estudios TENAYA y LUCERNE

TENAYA (NCT03823287) y LUCERNE (NCT03823300) fueron dos estudios de fase 3 idénticos, aleatorizados, multicéntricos, con doble enmascaramiento, que evaluaron la eficacia y la seguridad de Vabysmo (faricimab) en comparación con aflibercept en 1.329 personas con degeneración macular neovascular o «húmeda» relacionada con la edad (671 en TENAYA y 658 en LUCERNE).

Ambos estudios cumplieron su criterio de valoración primario, y Vabysmo, administrado a intervalos de hasta 4 meses, demostró sistemáticamente que ofrecía ganancias de agudeza visual y mejoras anatómicas que no eran inferiores a las de aflibercept administrado cada 2 meses. Un criterio de valoración secundario en ambos estudios midió la proporción de personas en el brazo de Vabysmo que fueron tratadas con programas de dosificación cada 3 o 4 meses durante el primer año. Es importante destacar que el 46% (n=144/315) de los que recibieron Vabysmo en TENAYA y el 45% (n=142/316) en LUCERNE pudieron ser tratados cada 4 meses durante el primer año, y un 34% adicional (n=107/315) y un 33% (n=104/316), respectivamente, pudieron ser tratados cada 3 meses. En conjunto, casi el 80% de las personas que recibieron Vabysmo pudieron pasar 3 meses o más entre tratamientos durante el primer año.

A los 2 años, las mejoras de la visión fueron comparables en ambos brazos de tratamiento. En TENAYA, el aumento medio de la visión desde el inicio a los 2 años fue de +3,7 letras en la tabla optométrica en el brazo de Vabysmo y de +3,3 letras en el brazo de aflibercept. En LUCERNE, el aumento medio de la visión con respecto al valor inicial a los 2 años fue de +5,0 letras en el brazo de Vabysmo y de +5,2 letras en el brazo de aflibercept. Además, el 59% (n=160/271) de los pacientes de Vabysmo en TENAYA y el 67% (n=192/287) en LUCERNE alcanzaron la dosis de 4 meses a los 2 años. Esto supone un aumento con respecto a los resultados a un año, que indicaron que el 46% (n=144/315) de los pacientes de Vabysmo en TENAYA y el 45% (n=142/316) en LUCERNE alcanzaron la dosis de 4 meses. Un 15% adicional (n=41/271) de los pacientes de Vabysmo en TENAYA y un 14% (n=41/287) en LUCERNE lograron una dosis de 3 meses a los 2 años. En conjunto, aproximadamente el 80% de los pacientes de Vabysmo fueron capaces de pasar 3 meses o más entre tratamientos al final del segundo año.

Vabysmo fue generalmente bien tolerado en ambos estudios, con un perfil beneficio-riesgo favorable. En TENAYA y LUCERNE, las reacciones adversas más frecuentes (≥3% de las personas) fueron cataratas, hemorragia conjuntival, moscas volantes vítreas, desgarros del epitelio pigmentario de la retina, aumento de la presión intraocular y dolor ocular. Los resultados de seguridad fueron consistentes en todos los brazos del estudio.

Los datos de dos años de TENAYA y LUCERNE se presentaron en la Reunión Científica Anual de la Sociedad Americana de Especialistas en Retina de 2022. Estos datos se presentarán a la Agencia Europea del Medicamento a su debido tiempo.

Estudios YOSEMITE y RHINE

YOSEMITE (NCT03622580) y RHINE (NCT03622593) fueron dos estudios de fase 3 idénticos, aleatorizados, multicéntricos, con doble enmascaramiento, que evaluaron la eficacia y la seguridad de Vabysmo (faricimab) en comparación con aflibercept en 1.891 personas con discapacidad visual debida a edema macular diabético (940 en YOSEMITE y 951 en RHINE).

Ambos estudios cumplieron su criterio de valoración principal, y Vabysmo, administrado a intervalos de hasta 4 meses, demostró sistemáticamente que ofrecía ganancias de agudeza visual y mejoras anatómicas que no eran inferiores a las de aflibercept administrado cada 2 meses. Un criterio de valoración secundario en ambos estudios midió la proporción de personas en el brazo de tratamiento y ampliación de Vabysmo que lograron programas de dosificación cada 3 o 4 meses. Es importante destacar que el 53% (n=151/286) de los participantes en el brazo de tratamiento y prolongación de Vabysmo en YOSEMITE y el 51% (n=157/308) en RHINE lograron una dosis de 4 meses al final del primer año, y un 21% adicional (n=60/286) y un 20% (n=63/308), respectivamente, lograron una dosis de 3 meses. A los 2 años, el número de personas del brazo de tratamiento y prolongación de Vabysmo que alcanzaron la dosis de 4 meses aumentó al 60% (n=162/270) en YOSEMITE y al 64% (n=185/287) en RHINE. Un 18% adicional (n=49/270) de personas en YOSEMITE y un 14% (n=39/287) en RHINE lograron una dosis de 3 meses. En conjunto, casi el 80% de las personas del brazo de tratamiento y prolongación de Vabysmo pudieron pasar 3 meses o más entre tratamientos al final del segundo año.

En general, Vabysmo fue bien tolerado en ambos estudios, con un perfil beneficio-riesgo favorable. En YOSEMITE y RHINE, las reacciones adversas más frecuentes (≥3% de las personas) fueron cataratas, hemorragia conjuntival, moscas volantes vítreas, aumento de la presión intraocular y dolor ocular. Los resultados de seguridad fueron consistentes en todos los brazos del estudio.

Referencias:

[1] Bright Focus Foundation. Age-Related Macular Degeneration: Facts & Figures. [Internet; cited September 2022]. Available from: https://www.brightfocus.org/macular/article/age-related-macular-facts-figures.
[2] Connolly E, et al. Prevalence of age-related macular degeneration associated genetic risk factors and 4-year progression data in the Irish population. Br J Ophthalmol. 2018;102:1691–5.
[3] Yau JWY, et al. Global prevalence and major risk factors of diabetic retinopathy. Diabetes Care. 2012;35:556-64.
[4] Heier JS, et al. The Angiopoietin/Tie pathway in retinal vascular diseases: a review. Retina-J Ret Vit Dis. 2021;41:1-19.
[5] European Medicines Agency. Summary of Product Characteristics, Vabysmo, 2022.
[6] Wells JA, et al. Faricimab in Diabetic Macular Edema: Two-Year Results From the Phase III YOSEMITE and RHINE Trials. Presented at: Angiogenesis, Exudation and Degeneration 2022.
[7] Heier JS, et al. Efficacy, durability and safety of intravitreal faricimab up to every 16 weeks for neovascular age-related macular degeneration (TENAYA and LUCERNE): Two randomised, double-masked, phase III, non-inferiority trials. The Lancet. 2022;399(10326):741-755, https://doi.org/10.1016/S0140-6736(22)00010-1.
[8] Wykoff C, et al. Efficacy, durability and safety of intravitreal faricimab with extended dosing up to every 16 weeks in patients with DME (YOSEMITE and RHINE): two randomised, double-masked, phase 3 trials. The Lancet. 2022;399(10326):729-740, https://doi.org/10.1016/S0140-6736(22)00018-6.
[9] Khanani A, et al. Faricimab in Neovascular Age-Related Macular Degeneration: Year 2 Efficacy, Safety and Durability Results From the Phase III TENAYA and LUCERNE Trials. Presented at: 2022 American Society of Retina Specialists Annual Scientific Meeting; 2022.
[10] U.S. Food and Drug Administration (FDA). Highlights of prescribing information, Vabysmo. 2022. [Internet; cited September 2022]. Available from: https://www.accessdata.fda.gov/drugsatfda_docs/label/2022/761235s000lbl.pdf
[11] UK Medicines and Healthcare products Regulatory Agency approves faricimab through international work-sharing initiative. [Internet; cited September 2022]. Available from: https://www.gov.uk/government/news/mhra-approves-faricimab-through-international-work-sharing-initiative.
[12] Chugai Obtains Regulatory Approval for Vabysmo, the First Bispecific Antibody in Ophthalmology, for Neovascular Age-related Macular Degeneration and Diabetic Macular Edema. [Internet; cited September 2022]. Available from: https://www.chugai-pharm.co.jp/news/cont_file_dl.php?f=220328eVabysmo_DME_nAMD_approval.pdf&src=[%0],[%1]&rep=130,909.
[13] Roche data on file.
[14] Clinical Trials.gov. A Study to Evaluate the Long-Term Safety and Tolerability of Faricimab in Participants With Neovascular Age-Related Macular Degeneration (AVONELLE-X). [Internet; cited September 2022]. Available from: https://clinicaltrials.gov/ct2/show/NCT04777201.
[15] Clinical Trials.gov. A Study to Evaluate the Long-Term Safety and Tolerability of Faricimab in Participants With Diabetic Macular Edema (Rhone-X). [Internet; cited September 2022]. Available from: https://clinicaltrials.gov/ct2/show/NCT04432831.
[16] Clinical Trials.gov. A study to evaluate the efficacy and safety of faricimab in participants with macular edema secondary to central retinal or hemiretinal vein occlusion (COMINO). [Internet; cited September 2022]. Available from: https://clinicaltrials.gov/ct2/show/NCT04740931.
[17] Clinical Trials.gov. A study to evaluate the efficacy and safety of faricimab (RO6867461) in participants with macular edema secondary to branch retinal vein occlusion (BALATON). [Internet; cited September 2022]. Available from: https://clinicaltrials.gov/ct2/show/NCT04740905.
[18] Clinical Trials.gov. A study to investigate faricimab treatment response in treatment-naïve, underrepresented patients with diabetic macular edema (ELEVATUM). [Internet; cited September 2022]. Available from: https://clinicaltrials.gov/ct2/show/NCT05224102.
[19] All About Vision. Macula Lutea. [Internet; cited September 2022]. Available from: https://www.allaboutvision.com/resources/macula.
[20] Pennington KL, et al. Epidemiology of age-related macular degeneration (AMD): associations with cardiovascular disease phenotypes and lipid factors. Eye and Vision. 2016;3:34.
[21] Little K, et al. Myofibroblasts in macular fibrosis secondary to neovascular age-related macular degeneration-the potential sources and molecular cues for their recruitment and activation. EBioMedicine. 2018;38:283-91.
[22] Wong WL, et al. Global prevalence of age-related macular degeneration and disease burden projection for 2020 and 2040: a systematic review and meta-analysis. Lancet Glob Health. 2014;2:106–16.
[23] Park SJ, et al. Extent of exacerbation of chronic health conditions by visual impairment in terms of health-related quality of life. JAMA Ophthalmol. 2015;133:1267-75.
[24] National Eye Institute. Facts about diabetic eye disease [Internet; cited September 2022]. Available from: https://nei.nih.gov/health/diabetic/retinopathy.
[25] Liu E, et al. Diabetic macular oedema: clinical risk factors and emerging genetic influences. Clin Exp Optom. 2017;100:569-76.
[26] FDA. Highlights of prescribing information, Susvimo. 2021. [Internet; cited September 2022]. Available from: https://www.gene.com/download/pdf/susvimo_prescribing.pdf
[27] FDA. Highlights of prescribing information, Lucentis. 2006. [Internet; cited September 2022]. Available from: https://www.accessdata.fda.gov/drugsatfda_docs/label/2014/125156s105lbl.pdf

 

Traducción: Asociación Mácula Retina

Fuente