La importancia de las células madre para la cura de la degeneración macular asociada a la edad (DMAE).

Los ensayos con células madre se llevan a cabo en todo el mundo y, según el profesor Lyndon da Cruz, marcan un nuevo capítulo para encontrar una cura para las enfermedades maculares.

“La gente con frecuencia se pregunta por qué siempre están escuchando hablar sobre las células madre como la cura para las enfermedades maculares. Preferirían algunas gotas o una pastilla o, en el peor de los casos, una inyección que parece estar disponible para algunas personas con degeneración macular húmeda”.

“La razón por la que las células madre son tan importantes en el contexto de la degeneración macular relacionada con la edad (DMAE) es que en la degeneración macular seca en particular, pero también en menor medida en la degeneración húmeda, las neuronas críticas del ojo, la retina, se pierden. Al igual que las neuronas del resto del cuerpo, una vez perdidas nunca se regeneran. Esta es la razón por la cual algunas personas después de accidentes cerebrovasculares o lesiones de la médula espinal nunca recuperan su función. En la DMAE, las células nerviosas de la retina se pierden y causan una pérdida de visión irreversible en el centro, donde se encuentra la mácula”.

“Las células madre son un tipo de célula que puede ser dirigida para convertirse en cualquier otro tipo de célula. Ahora pueden ser fácilmente aisladas y producidas en grandes cantidades. Este es un avance importante para los investigadores científicos, ya que por primera vez podemos usar células madre para producir neuronas con el potencial de reemplazar las que se pierden en muchas afecciones irreversibles y que afectan a los fotorreceptores, como es el caso de la DMAE. De hecho, los investigadores del Proyecto de Londres para curar la ceguera (TLP) han podido tomar células madre y crear todos las neuronas de la retina. Hay muchos tipos diferentes de células en las 10 capas de la retina y, debido a los nuevos avances científicos, parece que podemos conseguir producir la mayoría de ellas”.

“Lo que es más importante, el Proyecto de Londres para curar la ceguera (TLP) informó recientemente los primeros resultados de un ensayo clínico en el que se utilizaron células madre para hacer una capa de la retina y se trasplantaron a los ojos de 2 personas que habían perdido la visión debido a la DMAE. Los trasplantes recuperaron algo de su visión, incluida la restauración de la capacidad de leer en letra grande, cuando no podían leer nada antes del trasplante. El ensayo también mostró que las células eran seguras y que podían sobrevivir sin tomar medicación para la inmunosupresión, ya que se podía colocar una pequeña cápsula de inmunosupresión en el ojo.

“Pruebas como esta están comenzando en todo el mundo y anuncian un nuevo capítulo en la búsqueda para tratar las enfermedades maculares y especialmente las formas actualmente no tratables de la DMAE seca donde el problema es la pérdida de células fotorreceptoras de la retina”.

Traducción: Asociación Mácula Retina.

 

Web Relacionada