Qué es la rejilla de Amsler

La rejilla de Amsler es un normal cuadrado con un patrón en forma de rejilla y un punto en el centro. Si se usa de forma correcta, puede demostrar si hay puntos problemáticos en su campo visual

La rejilla de Amsler puede ayudar a detectar los primeros signos de las enfermedades de la retina y a controlar los cambios que puedan producirse en la visión después del diagnóstico.

Si usted tiene degeneración macular seca relacionada con la edad (DMAE), es importante que controle su visión con una rejilla de Amsler. La rejilla le ayudará a detectar la progresión de la DMAE seca a la forma húmeda de la enfermedad en una etapa inicial y susceptible de tratamiento.

Descripciṕn de la Rejilla

La rejilla parece un trozo de papel cuadriculado con un pequeño punto en el centro. Con las gafas de leer puestas, mantén la cuadrícula a una distancia que te permita enfocar la mayoría de las líneas; probablemente será más o menos la misma distancia que la de leer un libro. Tapa o cierra un ojo de modo que estés controlando sólo un ojo a la vez. Esto es importante; si lo usas con ambos ojos abiertos, el ojo bueno puede compensar un ojo con DMAE húmeda, y no notarás ninguna alteración.
Un ojo que no tenga la forma húmeda de la DMAE normalmente verá todas las líneas como rectas. Por el contrario, un ojo con DMAE húmeda suele ver algunas de las líneas como curvas o incluso bloqueadas por una región gris, blanca o negra. Esto es causado por el líquido que se acumula dentro o debajo de la retina, que puede formar una ampolla, haciendo que las líneas rectas parezcan curvas. A veces el fluido interfiere con la función retiniana lo suficiente como para causar un “punto ciego” gris, blanco, negro o rojo en o cerca del centro del campo visual.

Tratamiento anti-VEGF

La buena noticia es que el líquido, causado por nuevos vasos sanguíneos con fugas en la retina, a menudo puede secarse mediante el tratamiento con brolucizumab (Beovu®), aflibercept (Eylea®), ranibizumab (Lucentis®) o bevacizumab (Avastin®). Estos medicamentos se inyectan en el ojo a través de una pequeña aguja, con una frecuencia de hasta una vez al mes.

Si un ojo con DMAE húmeda no se trata durante unos meses o más, puede empezar a desarrollar cicatrices en la retina. Esta cicatrización puede llevar a una pérdida irreversible de la visión en algunas partes del campo visual, por lo que es mejor controlar la visión en casa al menos una vez a la semana con la rejilla, y llamar a su retinólogo si nota algún cambio.

¿Qué significa un cambio?

Si su oftalmólogo le dice que no tiene DMAE húmeda, eche un vistazo a la rejilla de Amsler después del examen. Esa será su referencia. Puede haber un poco de ondulación de las líneas en algunos lugares debido a grandes “drusas“, depósitos semisólidos que se forman debajo de la retina en la DMAE. Entonces, si después vuelve a comprobar y piensa que el área de ondulación ha aumentado o que ha aparecido una nueva área, o que tienes un nuevo “punto ciego”, es hora de llamar al retinólogo.

Incluso sin un examen con la rejilla de Amsler, puede que note cambios en su visión que requieran una llamada a su oftalmólogo:

  • se hace más difícil leer;
  • las líneas rectas parecen curvas (el marco de una puerta, por ejemplo);
  • se hace más difícil ver o reconocer las caras; o las imágenes del ordenador y de la televisión son más difíciles de ver.

Imprima la rejilla de Amsler

Puede conseguir una rejilla por medio de su oftalmólogo o la puede imprimir. Por lo general, son líneas negras sobre un fondo blanco, pero las líneas blancas sobre un fondo negro también están bien. No olvide consultarla una vez a la semana. A algunas personas les gusta ponerla en su frigorífico para acordarse de usarla; ¡es un sitio en el que mirarás todos los días!

Descargar la Rejilla de Amsler para imprimirla

Tenga en cuenta que el test de Amsler no reemplaza los exámenes oculares completos rutinarios.

CÓMO USAR LA REJILLA DE AMSLER EN CASA

  1. CÓMO USAR LA REJILLA DE AMSLER EN CASA
      1. Mantenga la rejilla a una distancia de lectura cómoda (generalmente, a unos 30 centímetros de distancia). Use sus gafas de leer si las usa normalmente.
      2. Tápese un ojo y mire el punto negro en el centro de la tabla.
      3. Tápese el otro ojo y repita la prueba. Si las líneas parecen ser onduladas, tenues, irregulares o borrosas, pida una inmediatamente.