La terapia génica ADVM-022 para la Degeneración macular neovascular asociada a la edad (DMAEn) mantiene la visión con una sola inyección.

ADVM-022 (AAV.7 m8-aflibercept; Adverum Biotechnologies, Inc), un vector de terapia génica con virus adeno-asociado desarrollado para tratar la degeneración macular neovascular asociada a la edad (DMAEn), la retinopatía diabética y el edema macular diabético (EMD), demostró en pacientes con DMAEn (estudio OPTIC de fase 1; NCT03748784) ser bien tolerado y eficaz, con una larga duración del tratamiento y asociado a una reducción sustancial de la carga de tratamiento con 1 inyección intravítrea del fármaco.

La plataforma se diseñó para facilitar la administración continuada y estable de aflibercept (Eylea; Regeneron) mediante una inyección intravítrea en la clínica, según Arshad M. Khanani, MD, MA, profesor clínico asociado de la Facultad de Medicina de la Universidad de Nevada, Reno, quien informó de los resultados del estudio en nombre de los investigadores de OPTIC.

“Es emocionante que la terapia génica intravítrea con ADVM-022 tenga el potencial de abordar la necesidad no cubierta de duración de los agentes actualmente disponibles”, dijo. “Se establece una biofábrica intraocular de factor de crecimiento endotelial vascular [VEGF] en el ojo tras una única inyección intravítrea”.

El estudio OPTIC de fase 1, de 2 años de duración, incluyó 4 cohortes de pacientes con DMAEn que habían sido previamente tratados: las cohortes 1 (6 pacientes) y 4 (9 pacientes) recibieron la dosis alta (6×1011 vg/ojo), y las cohortes 2 (6 pacientes) y 3 (9 pacientes) recibieron la dosis baja (6×1011 vg/ojo). El resultado primario fue la seguridad y la tolerabilidad de 1 inyección de ADVM-022, y los objetivos secundarios fueron la evaluación de la agudeza visual mejor corregida (AVMC), los resultados anatómicos de la tomografía de coherencia óptica de dominio espectral y la necesidad de terapia suplementaria anti-VEGF.

Se utilizó una profilaxis con esteroides diferente entre las cohortes. En las cohortes 1 y 2 se utilizó un colirio oral de esteroides de 13 días de duración; en las cohortes 3 y 4 se está utilizando un colirio de esteroides de 6 semanas de duración. Los pacientes habían sido tratados previamente con entre 20 y 30 inyecciones para mantener la visión (es decir, una media de 9 inyecciones en el año anterior en las cohortes 1, 2 y 3, y 7 inyecciones en la cohorte 4). Se trata de una población de pacientes difícil de tratar que requiere inyecciones frecuentes para mantener la visión. Las cohortes eran similares en cuanto a datos demográficos; la cohorte 3 tenía un espesor macular central (CST = Central Subfield Thickness) más grueso al inicio.

Tras una única inyección intravítrea de ADVM-022, las cohortes de dosis altas tuvieron una reducción del 99% en la frecuencia media al año de las inyecciones anti-VEGF y las cohortes de dosis bajas tuvieron una reducción del 85% en los tratamientos.

“Más del 80% de los pacientes con DMAEn tratados con una única inyección de ADVM-022 en OPTIC no han necesitado ninguna inyección suplementaria de anti-VEGF hasta las 92 semanas de seguimiento”, dijo Khanani.

No se notificaron acontecimientos adversos graves en relación con el ADVM-022. Los acontecimientos que se produjeron fueron leves o moderados. Cuando se observó, la inflamación ocular que afectaba predominantemente al segmento anterior respondía a los colirios de esteroides; no se notificó ninguna inflamación posterior, vasculitis o endoftalmitis. La dosis más baja se asoció con menos casos de inflamación.

En la cohorte 1, la AVC y el CST se mantuvieron estables sin tratamiento suplementario en una mediana de 86 semanas de seguimiento; en la cohorte 2, la AVC y el CST se mantuvieron durante una mediana de 64 semanas de seguimiento; en la cohorte 3, la AVC se mantuvo y el CST mejoró con una mediana de 48 semanas de seguimiento; y en la cohorte 4, el seguimiento es demasiado prematuro para obtener resultados definitivos.

Los principales resultados del ensayo OPTIC son los siguientes

  • ADVM-022 se tolera bien en las dos dosis investigadas.
  • La eficacia fue sólida y sostenida a dosis altas y bajas.
  • Una inyección intravítrea de ADVM-022 siguió siendo eficaz hasta las 92 semanas sin necesidad de inyecciones suplementarias en la cohorte 1.
  • La expresión robusta de la proteína anti-VEGF se observó a los 18 meses en la cohorte 1 después de una inyección.
  • ADVM-022 dio lugar a una reducción sustancial del número de inyecciones anuales.
  • La mayoría de los pacientes del ensayo OPTIC no necesitan inyecciones suplementarias.
  • Estos resultados justifican futuros estudios más amplios.
  • Está previsto que los ensayos pivotales comiencen a finales de 2021. Los datos del estudio en curso de fase 2 INFINITY (NCT04418427), el primer estudio que evalúa una terapia génica con ADVM-022 en el EMD, se comunicarán más adelante en 2021.

Autor: Arshad M. Khanani, MD, MA

Traducción: Asociación Mácula Retina.
Web Relacionada