Síntomas de la degeneración macular DMAE

Los síntomas de la degeneración macular pueden detectarse por primera vez durante un examen oftalmológico realizado por su oftalmólogo, incluso antes de notar ningún cambio en la visión.

O se pueden manifestar los síntomas típicos del envejecimiento de los ojos, como la necesidad de más luz, la visión precisa no es tan nítida o la dificultad para distinguir colores similares.

Y otras personas puede tener un ojo con pérdida grave de visión, pero no lo notan porque el ojo bueno enmascara los síntomas del “ojo malo”.

Síntomas más frecuentes de la degeneración macular

Los síntomas de degeneración macular que su oftalmólogo puede encontrar durante un examen ocular rutinario son drusas maculares y/o hinchazón o decoloración en el epitelio pigmentario de la retina, una capa de la retina.

1. Drusas maculares

Uno de los primeros signos de degeneración macular son las drusas. Las drusas son depósitos amarillos o blanquecinos en la mácula que suelen aparecer en personas de 60 años o más.

Por sí solas, no provocan la pérdida de visión.

Sin embargo, el aumento del tamaño y el número de drusas maculares aumenta el riesgo de padecer degeneración macular asociada a la edad (DMAE).
Para conocer la diferencia entre las drusas duras y las blandas y cuáles son un indicio más fuerte de una futura pérdida de visión, siga este enlace:

2. Líneas onduladas – Rejilla de Amsler

Uno de los síntomas más comunes de la degeneración macular es que las líneas u objetos normalmente rectos aparecen ondulados o doblados como en esta imagen del National Eye Institute.

macular degeneration symptoms

Es posible que haya oído hablar de la rejilla de Amsler.

La rejilla de Amsler, es una rejilla de líneas horizontales y verticales utilizada para controlar la visión de una persona.

Si observa que alguna de las líneas rectas parece una línea ondulada, póngase en contacto con su oftalmólogo. Puede indicar un problema en su retina, especialmente en la mácula, el centro de la retina.

Una persona puede controlar su visión en casa solicitando a su optometrista u oftalmólogo una rejilla de Amsler. Para saber por qué es importante controlar su visión, cómo obtener una rejilla de Amsler gratuita y cómo utilizarla, siga este enlace:

3. Visión borrosa

La visión borrosa es un síntoma temprano de la degeneración macular. La degeneración macular relacionada con la edad se desarrolla cuando las células fotorreceptoras, como nuestros bastones y conos, empiezan a morir porque no reciben la sangre rica en nutrientes y oxígeno que necesitan.

Además, se acumula material de desecho que también provoca daños. La mácula lútea es un pequeño punto en el centro de la retina. Es la responsable de proporcionarnos una visión nítida, clara y detallada. La visión borrosa se desarrolla cuando las células de la mácula se dañan o empiezan a morir. La visión de los colores también se ve afectada y se vuelve opaca y menos nítida.

La pérdida de la visión central nítida y detallada hace que sea más difícil distinguir las palabras de un libro o reconocer las caras

4. Dificultad para ver de noche

La dificultad para ver de noche puede ser un signo temprano de degeneración macular. Sin embargo, la visión nocturna suele disminuir a medida que avanza la degeneración macular. Las zonas con poca luz pueden ser difíciles de transitar, por lo que es necesario disponer de más luz para desplazarse con seguridad y reducir el riesgo de caídas.

5. Escotoma central

Un escotoma central es cuando aparece una mancha oscura o en blanco en la parte central de la visión, mientras que la visión lateral o periférica se mantiene casi normal.

Los síntomas de la degeneración macular se desarrollan cuando se produce una degeneración de la mácula lútea, un pequeño punto en la parte posterior de la retina.

La mácula lútea es la responsable de nuestra visión central. A medida que la degeneración macular avanza, las células fotorreceptoras, especialmente los conos, suelen morir debido a los problemas para hacer llegar el oxígeno y los nutrientes a las células, y a la acumulación de productos de desecho.

Cuando las células de la mácula se degeneran o mueren, se produce la pérdida de la visión frontal o central, lo que dificulta la lectura o el reconocimiento de caras. Esta es una imagen de un escotoma central y lo que se ve si se desarrolla.

macular degeneration symptoms

 

6. Dificultad para distinguir los colores

Los síntomas de la degeneración macular no sólo afectan a la visión central, sino también a la visión de los colores. Una persona con degeneración macular seca o húmeda relacionada con la edad tendrá dificultades para distinguir los colores.

 

Se hace difícil emparejar los calcetines azul marino y los negros que están en la misma pila de ropa sucia o ver un coche blanco en un día gris o nevado.

7. Los colores se desvanecen o se apagan

Los colores también son menos vivos y se apagan con la degeneración macular debido a la pérdida de células cónicas, que son las responsables de nuestra capacidad para ver los colores.

La intensidad y el brillo de los colores de las flores rojas, la hierba verde o un bonito pañuelo no se pueden apreciar tanto en comparación con alguien con una visión normal. La pérdida de visión de los colores también es un síntoma de cataratas.

8. Sensibilidad al resplandor y a las luces brillantes

Ya sea en interiores o en exteriores, uno de los síntomas de la degeneración macular es que la persona es realmente sensible a las luces brillantes. Algunos pacientes lo describen como algo casi doloroso.

Según la Macular Foundation, “las cicatrices en los ojos actúan como un espejo que refleja la luz internamente en el ojo. Esto provoca sensibilidad a la luz y deslumbramiento, así como opacidad en la visión”.

A mi suegro, que padece DMAE húmeda y seca, le resulta difícil y lento adaptarse de la luz brillante del exterior a la luz de interiores. Esta capacidad de adaptarse a la luz brillante se está evaluando ahora como un signo temprano de degeneración macular.

9. Pérdida de la percepción de la profundidad

Dado que la percepción de la profundidad requiere dos ojos con una visión sana, la pérdida de la percepción de la profundidad suele ser otro signo temprano de la DMAE. Se hace difícil identificar lo alto o bajo que está un peldaño.

Por eso, los especialistas en discapacidad visual que acuden al hogar prestan especial atención a los escalones y a cómo están iluminados y señalizados.

Los escalones interiores deben estar bien iluminados, mientras que los exteriores pueden tener una cinta amarilla brillante que los cruce para ayudar a una persona a recorrerlos con seguridad. El uso de un bastón blanco también sirve para ayudar a sortear bordillos, escalones y desniveles o agujeros en las aceras. La visión o percepción de la distancia también se altera y puede ser difícil saber a qué distancia está un objeto.

10. El síndrome de Charles Bonnet

Una amiga mía cuya madre de 96 años tiene degeneración macular me llamó un día y me habló de unos síntomas poco comunes que estaba sufriendo su anciana madre.

Su madre, que no tenía antecedentes de demencia, veía personas y cosas que no estaban en la habitación ni en ningún lugar cercano. Sin saber si estas alucinaciones visuales estaban relacionadas con la degeneración macular que sufría su madre por la edad, mi amiga le contó lo que ocurría al oftalmólogo de su madre. Al no estar familiarizado con el síndrome de Charles Bonnet, el oftalmólogo le dijo que “ver cosas que no existen” no estaba relacionado con su DMAE.

Afortunadamente, pude explicarle a mi amiga que, en efecto, existe un fenómeno que experimentan las personas que carecen de estimulación visual llamado síndrome de Charles Bonnet. Aprenda más sobre ello aquí:

11. No es ceguera, sino ceguera legal

Los síntomas de la degeneración macular NO incluyen la ceguera total. No sé cuántas veces he leído que la degeneración macular es la principal causa de ceguera entre las personas mayores: no es ceguera, pérdida de visión sí, pero no ceguera.

Se sigue teniendo visión lateral o periférica. Sin embargo, las personas con degeneración macular avanzada suelen encajar en la descripción de “ceguera legal”. La ceguera legal no significa que una persona sea ciega, sino que es un estándar de medida que determina la elegibilidad de una persona para las prestaciones del gobierno.

En España, la ceguera legal se define como

1) Agudeza Visual menor o igual a 0.1 (10% ) en el mejor ojo o

2) Campo visual menor o igual a 10º.

Las personas que cumplen los criterios anteriores pueden seguir teniendo una visión utilizable. Sin embargo, necesitarían dispositivos para la visión reducida o de aumento para poder leer y no podrían sacarse el carné de conducir. Una persona legalmente ciega también puede tener derecho a las ayudas del gobierno y a los beneficios fiscales.

Los síntomas de la degeneración macular no suelen ir asociados a ningún dolor o molestia ocular, por lo que no se sentirá ningún cambio.

Si una persona tiene DMAE en un ojo y no en el otro, el ojo bueno suele compensar cualquier pérdida o distorsión de la visión. Si no se realizan exámenes oftalmológicos periódicos, es posible que el cambio en la visión no se note hasta que el segundo ojo se vea afectado.

Siempre que se produzca un cambio repentino en la visión, como por ejemplo

  • visión borrosa,
  • distorsiones o
  • una mancha en blanco o vacía, avise a su oftalmólogo inmediatamente.

Los síntomas de la degeneración macular son similares a muchos de los cambios en la visión que se asocian al envejecimiento, por lo que es importante someterse a exámenes oculares periódicos.

 

Traducción: Asociación Mácula Retina.

Web Relacionada